El presunto autor del atropello de la joven hallada muerta en una cuneta en Fuente del Saz, Madrid, ha sido detenido.

El hombre que presuntamente atropelló mortalmente a una joven de 17 años cuando se dirigía a su instituto en Fuente del Saz de Jarama, al norte de Madrid, ha sido arrestado esta pasada noche en el aeropuerto de Barajas, cuando se encontraba dentro de un avión rumbo a Buenos Aires (Argentina). El presunto autor de los hechos, acusado por homicidio imprudente, es F. S. R. G, de nacionalidad paraguaya, vecino de la localidad madrileña de Pozuelo de Alarcón y que tiene 53 años de edad. Los agentes de la Policía Nacional de Pozuelo localizaron al sospechoso y acudieron a su domicilio, donde allí una persona les indicó que había hecho las maletas apresuradamente para irse a Argentina.

Para su detención, a las 0.15 horas de la noche, ha sido clave el testimonio de una persona que presenció los hechos y retuvo la matrícula. Al parecer, el presunto homicida conducía en la misma dirección hacia donde caminaba la chica cuando tuvo lugar el suceso. El vehículo con el que se cometió el atropello es un turismo marca Mercedes que ha sido localizado a tres kilómetros del lugar donde ocurrió la tragedia, en El Casar de Talamanca (Guadalajara).

Los hechos se produjeron a las 7.20 horas de ayer en el kilómetro 3 de la M-117. Las primeras investigaciones apuntaron a que la chica fue arrollada por un coche que no se detuvo tras el golpe. La menor fallecida, llamada Alejandra, vivía en una urbanización cerca de la carretera. Cada mañana salía de su casa caminando hacia la parada del autobús para coger el 184 y dirigirse al instituto de Algete donde estudiaba. Un conductor dio la voz de alarma y avisó del hallazgo del cuerpo en torno a las 10 horas. Hasta el lugar se desplazaron los servicios de emergencia, que sólo pudieron confirmar la muerte de la joven, que presentaba "lesiones compatibles con un atropello". La chica cruzaba cada día por el mismo punto y se sospecha que su cuerpo ha sido desplazado más de 50 metros tras el impacto. Junto al cadáver se ha hallado la mochila, un reproductor de música y un cuaderno. La zona donde caminaba la víctima no tiene arcén y es una recta con buena visibilidad.